Tropas españolas en el ejército ruso

La imagen puede contener: 1 persona

Rafael de Llanza, jefe de batallón del Regimiento José Napoleón, en la batalla de Borodinó. © Augusto Ferrer-Dalmau

Cuando en 1808 comenzó la sublevación contra los franceses en Madrid en Dinamarca estaban estacionadas las tropas españolas de la expedición del marqués de la Romana. Muchos consiguieron ser reembarcados y trasladados a España para luchar contra el invasor. Sin embargo, un número importante de los que quedaron atrás formaron el regimiento “José Bonaparte” a las órdenes del general Kindelán. Cuando se produjo la invasión de Rusia en 1812 el regimiento formó parte del Grand Armèe.

Durante la primera fase un grupo de 133 soldados españoles intentaron desertar durante la marcha de Vilna a Vitebsk, acontecimiento descrito en las notas del teniente Kuanye.

"El bosque quemado", recordó el oficial francés, "estaba a la derecha de nuestro camino, y cuando llegamos a él, vi que una parte de mi batallón estaba corriendo hacia este bosque quemado. Galopé para traerlos de vuelta. ¿Cuál fue mi sorpresa? cuando de repente los soldados se vuelven hacia mí y comienzan a dispararme […] Los conspiradores eran de los soldados de José, sin excepción, todos españoles. Había 133 de ellos, ni un solo francés estaba mezclado entre estos bandidos".

Al día siguiente, los españoles fueron capturados por el destacamento de caballería francesa. El comandante del regimiento ordenó fusilar  a la mitad de los desertores.

Pero también mostraron su valor en combate, como en la batalla de Borodino, donde formados en cuadro resistieron una carga de la caballería rusa sin sufrir bajas, asegurando el flanco de su división.

Durante la retirada el número de desertores españoles llegó a ser tan alto que las autoridades rusas pensaron en formar una unidad con ellos, fue el denominado como “Regimiento Imperial Alejandro I” que juró la constitución de Cádiz en San Petesburgo el 2 de mayo de 1813.

Image result for Regimiento Imperial Alejandro I 1813

La Asociación Histórico-Cultural "Voluntarios de Madrid 1808-1814", por medio de Jesús Ruiz de Burgos, coordinador general de la conmemoración, hizo entrega al embajador ruso de una réplica exacta de la bandera del Regimiento Imperial Alejandro I al Museo-Panorama Batalla de Borodinó (2012)

Inicialmente fueron destinados como escolta de la emperatriz madre. Su bandera, fue un paño blanco con la cruz de San Andres y en las esquinas cuatro águilas imperiales rusas. Parece que la misma fue bordada personalmente por las emperatrices Isabel Alexséievna y María Feódorovna, esposa y madre del zar. El uniforme fue el mismo del regimiento “José Napoleón”, blanco con ribetes verdes, aunque posteriormente fue dotado con prendas verdes del ejército ruso.

En agosto de 1813 los 2 generales, 7 coroneles, 115 oficiales, 42 músicos y 1866 soldados, embarcaron en el puerto de Kronshtat en 7 barcos rumbo a España, desembarcando en Santander.

Sin embargo, las autoridades españolas les consideraron más traidores que retornados, los destinaron a Galicia, zona alejada de los combates, y posteriormente la unidad fue disuelta. Tuvo que intervenir personalmente el embajador ruso para que los oficiales fusen restaurados en sus empleos, entre ellos el comandante del regimiento Antonio Alejandro O'Donnell. El regimiento mantuvo su nombre inicial hasta 1823, aunque cariñosamente siempre recibieron el apodo del “Regimiento Moscovita”, pese a nunca haber pisado Moscú.

Lectura recomendada:

Image result for el gran libro del primer año de su bebé [book]

All comments